In

La sentencia se constituye de tres partes. La primera, contiene las indicaciones de las partes del proceso (los solicitantes de una parte, y el Ministerio del Interior italiano, de la otra) y de los tres jueces que conforman el órgano judicante.

La segunda parte consiste en el razonamiento jurídico que el juez utiliza para llegar a la conclusión de que los demandantes, son ciudadanos italianos iure sanguinis. Todavía hoy, después de 10 años de la primera histórica sentencia, los jueces siguen aplicando los mismos razonamientos jurídicos y lógicos contenidos en la Sentencia de la Corte de Casación No. 4466/2009. Desde ese entonces, centenares de miles de personas han obtenido el reconocimiento de la doble ciudadanía.

La última parte de la sentencia consiste en la resolución del Tribunal. En el 99% de los casos, siempre que el acervo probatorio esté perfecto, la sentencia acepta la demanda y reconoce la ciudadanía italiana de los solicitantes.

Desde el año 2018, el Tribunal de Roma conformó una sección, la 18, especializada en tema de ciudadanía italiana. Desde ese entonces, las sentencias tienen la forma de una providencia y las expide un juez único.

Contact Us